El Atlético lleva 15 años acertando con los futbolistas de área

 

El Atlético de Madrid es un grande del fútbol español por méritos propios, habiendo logrado numerosos títulos nacionales e internacionales en su historia. Tras una época sin éxitos tras el doblete de la 1995/96 con el equipo dirigido por Radomir Antic y con estrellas como Pantic, Caminero o Kiko, los rojiblancos entraron en un declive que los arrastró incluso a Segunda División. La entidad tuvo que ser renovada tanto respecto a plantilla como a cuerpo técnico e, incluso, directiva. De hecho, hasta los cimientos mismos han cambiado, puesto que ahora el Atleti disfruta de un maravilloso nuevo estadio, el Metropolitano.

El ostracismo que vivieron los colchoneros requirió quince años para ser roto por un entorchado de categoría, la Europa League de 2010 con Quique Sánchez Flores como responsable. Pero fue un antiguo jugador, Diego Simeone, quien dio el impulso definitivo para reconducir al Atlético a la senda del prestigio y las victorias. Precisamente se hizo cargo del equipo la temporada siguiente y desde la 2011/12 ha cosechado éxitos, además de unir a jugadores y afición en espíritu y formar un bloque tremendamente homogéneo y competitivo. Con el argentino los rojiblancos han ganado una Liga, una Copa, dos Europa Leagues, una Supercopa de España y dos Supercopas de Europa, aparte de dos agridulces subcampeonatos de Champions League.

En este periplo ascendente no sólo se ha crecido como conjunto, la principal fortaleza atlética, sino que se ha tenido la visión de contratar a muchos de los jugadores que han sido los pilares de los proyectos. Tras imponerse la calma a la hora de fichar y planificar, el Atlético ha sido uno de los clubes que mejor ha encontrado futbolistas de primer nivel. Aunque hay ejemplos magníficos en todas las demarcaciones, creemos que ha sido en las áreas, con los porteros y los delanteros, donde grandísimos futbolsitas se han puesto la elástica colchonera. Todos internacionales, la mayoría muy jóvenes, algunos traspasados por cifras muy superiores a las de su fichaje y, sin excepción, codiciados por los mayores equipos del mundo, hacemos repaso de los jugadores más rutilantes que han tenido los del Manzanares dentro del área.

PORTEROS

David De Gea. España. 1’92 m. (2009/10, 19 años, 47 goles en 35 partidos;   2010/11,  20 años, 65 goles en 49 partidos).  M. United. 5 Guantes de Oro Premier League (2013, 2015, 2016, 2017, 2018).

Jovencísimo portero que fue promocionado desde las categorías inferiores y que durante sus dos años en la liga demostró sus reflejos y agilidad bajo los palos. Tal fue su progresión que un gigante como el Manchester United lo contrató para hacerlo el titular durante las últimas siete campañas, en las que ha logrado varias veces ser elegido mejor portero de la Premier. Además, es el guardameta titular de la Selección Española y por edad es seguro que lo veremos seguir a este nivel todavía durante mucho tiempo.

Thibaut Courtois. Bélgica. 1’99 m. (2011/12, 19 años, 50 goles en 52 partido; 2012/13, 20 años, 35 goles en 46 partidos; 40 goles en 56 partidos). Chelsea. 2 trofeos Zamora (2013, 2014). 1 Guante de Oro Premier League 2017. Guante de Oro Mundial Rusia 2018.

El belga llegó al Manzanares para suplir a De Gea y su seguridad y eficiencia fue tan alta durante tres años consecutivos que de nuevo la liga inglesa vino con las libras bajo el brazo para llevárselo al Chelsea. No tiene rival bajo los palos de su selección, con la que recientemente ha logrado la mejor actuación en un Mundial, habiendo quedado terceros. Fue elegido mejor portero del campeonato gracias a su sobriedad y grandes paradas en encuentros decisivos.

Jan Oblak. Eslovenia. 1’86 m. 2014/15, 21 años, 18 goles en 21 partidos; 2015/16, 22 años, 26 goles en 51 partidos; 2016/17, 23 años, 28 goles en 41 partidos; 2017/18, 24 años, 28 goles en 49 partidos. 3 trofeos Zamora (2016, 2017, 2018).

Oblak es el portero actual del equipo tras demostrar que está a un nivel muy similar al de su predecesor. De hecho, tiene un estilo parecido porque no suele adornarse, apenas deja segundos remates y responde bien aunque pase largo rato sin entrar en juego. Ya le han salido novias al gran arquero esloveno, pero por ahora es el cierre a la portería rojiblanca.

Montaje Atletico Madrid 05

DELANTEROS

Diego Forlán. Uruguay. 1’80 m. 2007/08 a 2011/12.  0’482 goles/partido. Inter de Milán.Bota de Oro UEFA 2009. Pichichi 2009. Mejor jugador de la final de la UEFA Europa League 2010. Balón de Oro Mundial Sudáfrica 2010.

El uruguayo ya había dejado muestras de su buen hacer en el Villarreal, pero en el Atlético sus cifras incluso mejoraron. Con olfato goleador, excelente posicionamiento y manejo de ambas piernas, dejó su sello tanto en la liga como en Europa y Sudáfrica. Por supuesto, fue internacional absoluto con los charrúas (nada menos que 113 veces). El Inter de Milán se hizo con sus servicios en 2011.

Sergio Kun Agüero. Argentina. 1’73 m. 2006/07 a 2010/11. 0’431 goles/partido. M. City. Bota de Oro en Copa Mundial de Fútbol Sub-20 2007. Balón de Oro en la Copa Mundial Sub-20 2007. Premio Golden Boy 2007. Bota de Bronce en la Copa América 2011. Bota de Oro de la Premier League 2015.

Dieciocho años tenía en Kun cuando llegó a Madrid desde Independiente y durante cinco cursos hizo las delicias de los suyos a base de talento con el balón cosido a las botas, regates cortos y disparos ajustados. El Manchester City se lo llevó y allí se ha convertido en estrella local, ahora a las órdenes de Guardiola. Con la albiceleste ha participado en 89 ocasiones.

Fernando Torres. España. 1’81 m. 2000/01 a 2006/07 y 2014/15 a 2017/18. 0’317 goles/partido. Liverpool. Bota de Oro del Europeo Sub-16 2001. Mejor jugador del Europeo Sub-16 2001. Bota de Oro del Europeo Sub-19 2002. Mejor jugador del Europeo Sub-19 2002. Trofeo Zarra 2004.

El Niño es un histórico del club por carisma, números y talento. Apareció en el Atleti con dieciséis años en los dos años de infierno en Segunda. Jugó siete temporadas al mejor nivel en España hasta que otro club inglés,  el Liverpool, lo contrató para propiciar su explosión realizadora y sus éxitos con La Roja. En el Chelsea ganó sus dos primeros títulos internacionales de clubes (1 Champions y 1 Europa League) y, tras un fugaz paso por el Milán, volvió al equipo de su vida. Cuatro temporadas más dando lo mejor en los entrenamientos, sin dar problemas si era suplente o no convocado y siempre esforzándose sobre el césped. Con un merecido homenaje se marchó al final de esta liga a Japón, donde terminará su carrera como profesional. Este hombre ha sido de los más grandes delanteros del Atlético y de la Selección.

Radamel Falcao. Colombia. 1’78 m. 2011/12 y 2012/13. 0’79 goles/partido. Mónaco. Máximo goleador de la UEFA Europa League243​ (17 goles) 2011. Máximo goleador de la UEFA Europa League248​ (12 goles) 2012 .

Fue un acierto total fichar a Falcao para la plantilla rojiblanca, puesto que dio los mejores años en la capital de España. Procedente del Oporto, el colombiano asombró por su capacidad de remate y su tremendo porcentaje de aciertos, contribuyendo a la  Copa del Rey, Supercopa de España y Europa League (con un doblete en semis al Valencia y otro en la final contra el Atheltic) conseguidas en los dos años que estuvo en el club. Se marchó al Mónaco y las lesiones y los ajustes económicos del equipo francés le cortaron la progresión. Tras dos años en la Premier (M. United y Chelsea), ha retornado al Principado y parece estar a buen nivel. En Rusia pudo estrenarse por fin como goleador con los cafeteros.

Diego Costa. Brasil/España. 1’86 m. 2010/11, 2012/2013 y 2013/14, 2017/18. 0’449 goles/partido. Chelsea. Máximo goleador de la Copa del Rey (7 goles) 2013. Trofeo Zarra 2014.

El hispano-brasileño se forjó en el Celta y el Albacete en Segunda antes de llegar a Primera con el Valladolid. Ya empezaba a apuntar maneras de delantero potente, con movilidad, capaz de pelear con los centrales y de bajara el balón o disparar. Por eso con veintidós años tuvo su oportunidad en el Atlético, que decidió cederlo al Rayo Vallecano un año. La medida funcionó y se recibió un punta ya formado que mejoró dos temporadas consecutivas al lado de dos fenómenos como David Villa y Radamel Falcao. El Chelsea (otra vez la Premier) lo sedujo para arrastrarlo a la isla, donde ganó dos campeonatos. Pero en tres años y medio y un bajón de rendimiento por su mala relación con Antonio Conte, supo que debía volver a casa. Este invierno retornó al Metropolitano y pudo subir el listón lo suficiente como para ser el titular en el Mundial. Probablemente veamos bastante recorrido de este hombre de fuerte carácter con la camiseta atlética.

Antoine Griezmann. Francia. 1’74 m. 2014/15-20017/18. 0’526 goles/partido. Máximo goleador de la Eurocopa (6 goles) 2016. Mejor jugador de la Eurocopa 2016. Balón de Bronce 2016. Balón de Bronce de la Copa del Mundo 2018. Bota de Plata de la Copa Mundial de Fútbol 2018.

Aquel joven francés apenas mayor de edad que despuntaba en la Real pegado a la banda derecha (en la izquierda estaba Carlos Vela) gustó desde que llegó a San Sebastián. Simeone vio algo especial en él y se lo trajo consigo. El galo ha destrozado las mejores previsiones, no sólo siendo capaz de jugar bien pegado a las bandas, sino como delantero de referencia (algo que hacía menos asiduamente en la R. Sociedad) por disparo de calidad de corta y media distancia, asociación con último pase, lanzamiento de faltas peligrosas e, imprescindible con el Cholo, fajándose en labores defensivas. Antoine ha refinado su juego y es un aspirante real al Balón de Oro, así como uno de los (o el) líderes de Francia, recientemente proclamada bicampeona del mundo. Afortunadamente para los colchoneros, ha decidido quedarse pese a las suculentas ofertas, con lo que el jugador franquicia de este Atlético de Madrid liderará otra temporada los destinos ofensivos en el Manzanares acompañado de D. Costa.

Montaje Atletico Madrid 04

[feather_share]

Comparte este artículo