Un Tenerife en construcción da motivos para la esperanza (1-0)

El Club Deportivo Tenerife está dispuesto a dar mucho que hablar en esta temporada 17/18 de Segunda División y ha comenzado la misma con triunfo, por la mínima (1-0), pero sumando los tres puntos, que es lo importante, ante el Real Zaragoza.

El técnico blanquiazul, Martí, tiene clara su filosofía de juego: recuperar el balón cuanto antes, cuando no se tiene la posesión, y atacar sin parar la portería rival. Todo ello, a ser posible, con juego más combinativo que directo. En el primer encuentro oficial del curso se dejaron sentir sensiblemente las ausencias de jugadores como Shibasaki, Amath, Aaron Ñíguez y ‘Choco’ Lozano, que durante el verano dejaron de ser blanquiazules. Los refuerzos que han llegado al Heliodoro Rodríguez López aún tienen trabajo por delante para hacer olvidar las bajas mencionadas. Aun así, agradaron las aportaciones de Juan Villar, Juan Carlos Real, Bryan Acosta y del canterano Brian Martín, que actuó en la punta de lanza ante la ausencia por lesión de Víctor Casadesús y por no haber conseguido Alfonso Serrano más refuerzos para la delantera, a estas alturas del mercado estival, debutando, así, en el fútbol profesional.

Brian MartínEn lo que al encuentro se refiere, Martí apostó por no mantener una idea clara, sino ir variando el esquema según la situación de partido. Comenzó con un 1-4-2-3-1, en el que el doble pivote, formado por Vitolo y Aitor Sanz, ahogaba la salida de balón visitante y buscaba rápidamente entregar el esférico a las bandas, ya fuese a Suso a la derecha o a Real por la izquierda. También se ofrecía mucho Tyronne, jugando claramente de mediapunta con movilidad que arrastrase la defensa maña y dejase espacios para Brian Martín.

El Real Zaragoza quiso tener el control del partido desde el inicio y durante los primeros diez minutos el balón fue suyo, teniendo Borja Iglesias dos claras oportunidades en el primer y sexto minutos, pero sus intentos fueron en vano. El conjunto aragonés no dejaba que el balón llegase a las bandas locales y así tuvo mayor posesión en los compases iniciales, aunque, sin efectividad.

Ahí, los blanquiazules comenzaron a sentirse más cómodos y con un juego fluido, con Luis Pérez, lateral derecho venido desde el Elche este verano, y Suso, convirtieron a la banda derecha como la referencia del ataque. Suso y Juan Carlos Real lo intentaron, pero se encontraron con los puños de Álvaro Ratón, que se mostró seguro en el arco maño.

Brian Martín se encontraba muy solo en la punta de lanza y Martí varió el dibujo, 4-4-2, con Suso junto al canterano, pasando Tyronne a la diestra. Siguieron sucediéndose las ocasiones, con un tiro lejano de Aitor Sanz, un remate alto de Jorge Sáenz en un córner y dos llegadas de Brian Martín que no supo rematar; el Tenerife era mejor y Martí estaba dando con la tecla correcta, pero se llegó al descanso.

Carlos Ruíz, CD TenerifeTras el paso por vestuarios, el guion fue netamente blanquiazul, con Suso como principal protagonista, ya que casi todos los ataques fueron por el costado diestro. En el minuto 55, un saque de esquina lanzado por Juan Carlos Real, desde la derecha, fue cabeceado por Carlos Ruíz para hacer el que a la postre sería el único gol del choque. A partir de ahí, hubo un espejismo zaragozano de ir a por el empate, pero el Tenerife se sacudió la presión y volvió a hacerse dueño del balón.

Martí volvió a mover sus fichas e introdujo cambios. Nadjib sustituyó, en el minuto 70, a un voluntarioso, pero poco efectivo, Tyronne, que este verano se desvinculaba de la Unión Deportiva Las Palmas para firmar como nuevo jugador del CD Tenerife, donde actuó como cedido el curso anterior. Natxo González, técnico del Zaragoza, respondía introduciendo en el campo a Toquero, para buscar el juego directo y colgar balones, pero el delantero vasco apenas olió el esférico. El hondureño Bryan Acosta debutaba en el Heliodoro para, formando un trivote junto a Vitolo y Aitor Sanz, terminar por confirmar que sobre el césped sólo había un equipo que controlaba el balón y ese era el Club Deportivo Tenerife.

Precisamente el catracho exhibió su fuerte disparo desde situaciones lejanas e hizo trabajar a Ratón, que repelió el mismo con algún problema. Era el minuto 84 y ahí el juego entró en una dinámica de esperar que pasasen los minutos hasta que con el silbato final llegasen los tres primeros puntos de una larga y dura temporada en la que la parroquia tinerfeña sueña con el ascenso a Primera División. Ya van tres puntos en el casillero.

FICHA TÉCNICA

CD Tenerife: Dani Hernández; Luis Pérez, Jorge, Carlos Ruiz, Camille; Vitolo, Aitor Sanz; Suso, Tyronne (Nadjib, 70’), Juan Carlos (Bryan Acosta, 79’); Brian Martín (Villar 83’).

Entrenador: José Luis Martí.

Real Zaragoza: Ratón; Delmás (Toquero, 72’), Jesús Valentín, Grippo, Benito; Zapater (Javi Ros, 67’), Eguaras; Buff, Febas, Pombo (Alain, 59’); Borja Iglesias.

Entrenador: Natxo González.

Goles: 1-0 (55’) Carlos Ruiz al cabecear un saque de esquina.

Árbitro: Dámaso Arcediano Monescillo (colegio castellano- manchego). Asistido en las bandas por Escuderos Sánchez- Camacho y Rodríguez Moreno. Amonestó a los visitantes Delmás (30’), Zapater (45’) y Javi Ros (80’).

Incidencias: Partido correspondiente a la primera jornada de Segunda División, disputado en el Heliodoro Rodríguez López, ante 10.287 espectadores.

Se guardó un minuto de silencio antes de partido en memoria de las víctimas de los atentados en Cataluña;, de Antonio Gómez, ex jugador del CD Tenerife y de los accionistas, abonados y aficionados blanquiazules fallecidos en la pasada temporada.

[feather_share]

Comparte este artículo