Y el elegido por Robert y Bartomeu es…

Tras semanas llenas de rumores, indirectas y declaraciones cruzadas, sabemos que el césped que pisará Neymar Jr. la próxima temporada será el del Parc de Princes. Con una buena cantidad de dinero en las arcas y liberado de una carga salarial importante, a la espera de saber cuánto podrá destinar el cuadro azulgrana a la incorporación de nuevos fichajes (no olvidemos el proyecto del estadio, que necesitará de una gran inversión) y con la certeza de que los clubes europeos subirán la cotización de sus jugadores, en HispaniaFútbol analizamos cuáles son los nombres que suenan para tomar rumbo al Camp Nou y destacar en las filas culés, así como las necesidades que debe cubrir para poder competir por todo el año que viene de nuevo.

Coutinho

Parece el jugador elegido por la secretaría técnica para volver a garantizar la magia, hasta ahora pupilo de Klopp. De hecho, las negociaciones empezaron antes de comenzar las de Neymar, pero con la marcha de éste a París se han intensificado. Es el jugador más “genial” de la lista que maneja el Barcelona. Suple la magia que se ha llevado Neymar consigo y además puede actuar como mediapunta en caso de que Andrés Iniesta necesite descanso durante la temporada, situación que se da con bastante frecuencia dada la situación del internacional español. Además, su forma de juego cayendo hacia el centro hace que encaje en un Barcelona que ya está acostumbrado a cerrar los carriles para buscar con el balón a Messi. Gol, trabajo y un perfil que por nombre no hace sombra a Messi y Suárez, hacen de Coutinho la pata que falta en la nueva MSC.

Griezmann

La llegada del francés se antoja complicada este año, con el Atlético sancionado por la FIFA y con una cláusula de 200 millones que, aunque asumible, dejaría al Barcelona sin margen para mejorar el mediocampo y la defensa este año. Así las cosas, parece más probable que la llegada del magnífico delantero sea el año que viene. Se podría dar el caso de que este año el Barcelona se encontrara con demasiadas dificultades para fichar y apuntalara el equipo titular con jugadores de menor renombre, guardándose dinero para el año que viene, o bien que tras la llegada de Coutinho y algún jugador más para el fondo de armario, se guardaran algo de dinero para ir a por el crack francés la próxima temporada. Con menos capacidad de desbordar que el resto de las opciones, lo que está asegurado con Antoine es trabajo y gol. Un punta del máximo nivel para seguir destrozando la portería contraria. Messi, Suárez y Griezmann, de nuevo un tridente de miedo.

Dybala

La opción de la joven estrella argentina parece irse desinflando con los días, en parte porque se busca un perfil algo diferente y en parte porque la Juventus parece no valorar la opción de potenciar a uno de sus máximos rivales en Europa con su mejor jugador. En cualquier caso, Paulo ya ha comentado en diversas ocasiones su ilusión por codearse con Messi, así que nada es imposible. Su llegada aportaría algo parecido a lo que traería Griezmann, un segundo delantero volcado hacia una banda.

Dembélé

Es la opción más natural. Con una capacidad enorme de desborde, es el único extremo puro de la lista. Además, la banda huérfana es la suya, la izquierda, y aportaría una velocidad y habilidad que no asoma por Barcelona desde la marcha de Figo. Es precisamente esa cualidad la que hacen de Valverde su principal baza. Si el vasco decide jugar con un extremo puro que otorgue amplitud al carril izquierdo, es la mejor opción. Si, por el contrario, busca un jugador que caiga hacia el área para dar continuidad al juego, dejando la banda al lateral, Dembélé tendría que buscar reconvertirse, y el Barcelona tiene otras opciones más seguras con ese modelo de juego. El Dortmund, además, no pondrá fácil su salida.

Di María

El rosarino ya es largamente conocido por los amantes del fútbol en nuestro país. Un extremo habilidoso, que además puede ocupar el mediocampo con su capacidad de trabajo y la llegada de segunda línea que aporta. Ángel, más que una opción en sí misma, parece la alternativa a las demás opciones arriba. En caso de no cerrarse un mediapunta o un extremo, traer a Di María te asegura tener las dos posiciones cubiertas. Además, el hecho de traer un jugador de Real Madrid y PSG, ahora máximos enemigos blaugranas, y verlo levantar títulos sería un golpe de efecto para la castigada directiva culé.

Dele Alli

La opción del mediocampista del Tottenham no es para nada descabellada. Ya ha estado en la lista de los grandes clubes europeos durante mucho tiempo y cumple con uno de los perfiles que busca reforzar el Barcelona. Si pusiéramos mediapunta, trabajo y llegada en Google saldría sin duda una foto del inglés en primer plano. Aportaría la capacidad de abarcar todo lo ancho del campo que ahora mismo solo tiene Rakitic, es habitual verle llegar al área, tiene un golpeo de balón excelente y su poderío físico le haría bien a Iniesta, que podría seleccionar minutos sin miedo a que su compañero en la posición se fatigue. Un solo jugador que elimina todas las carencias de ataque del Barcelona a día de hoy. Solo tiene dos pegas. Una, que el reparto de minutos con Iniesta podría echar para atrás al jugador. Y dos, que el Tottenham negocia con uñas y dientes y puede desgastar al Barcelona en un trato que podría alargarse.

Verratti

Fue la primera opción del Barcelona desde un principio. Un dominador del juego, que haga que el Barcelona recupere ese ritmo eléctrico que tantos buenos ratos le dio cuando era Xavi Hernández el que llevaba la manija. En cualquier caso, parece difícil que el PSG se desprenda de un jugador a estas alturas, y más aún al FC Barcelona. En cualquier caso, todo puede pasar si se paga el dinero adecuado.

Seri

La alternativa barata a Verratti, y viendo como Paulinho se quedaba en China, parece ser Seri. Un jugador desconocido para el gran público, ya muchos clubes han puesto sus ojos en el mediocentro del Niza. Con una gran capacidad física, está lejos de ser un mediocentro típico marfileño. Con una gran visión de juego y trabajo, se sigue desde hace un tiempo a este jugador para ocupar el mediocampo culé. De todas formas, su fichaje sería más probable como fondo de armario tras cerrar algún acuerdo por un jugador “top”.

Silva

David Silva, el genio de Arguineguín, y lo más parecido a Iniesta que se puede encontrar a día de hoy en el mercado. Contrastado, capaz de jugar por ambas bandas y por el centro, de un perfil bajo en el vestuario y capaz de traer ilusión a las gradas del Camp Nou. En caso de fichar a un jugador de banda puro, no se nos ocurre un fichaje mejor que el de David Silva. Además, aunque Guardiola no está dispuesto a desprenderse de su jugador más talentoso, no sería un fichaje imposible de acometer en caso de que el jugador mostrara su interés en recalar en tierras catalanas. Sin duda, sería un acierto ir a por el canario.

Íñigo Martínez

Parece que, de todos los jugadores de la lista, es el que más cerca está de cerrarse. Tras años de interés, el central de la Real está muy cerca de irse al FC Barcelona. Buen complemento de Piqué y Umtiti, parece que lo único que queda por saber es si el Barcelona cierra una gran operación para saber cuánto dinero queda en la caja, y así ver si acomete o no un fichaje que estará cercano a la cláusula del vasco. Una gran noticia para los aficionados culés, que al fin respirarían tranquilos al mirar a la zaga y ver a tres jugadores de garantías en la plantilla.

[feather_share]

Comparte este artículo